Chanchadas: Un poco de amor porcino

El vínculo que se genera entre algunos seres humanos y ciertos animales se convierte a veces en una experiencia realmente cautivadora. Muchos de nosotros convivimos con nuestras mascotas y seguramente estamos llenos de anécdotas, pues pasan a formar parte importante de nuestra vida cotidiana y se convierten en compañeros incondicionales, seres que lo único que tienen para dar en este mundo es todo su amor.

Conoceremos en esta oportunidad a Papa y sus chanchitos, un granjero que dedica todos sus días al cuidado de estos simpáticos animalitos. Yamaji Toshiteru, un ex empleado municipal, pasó años fotografiando a este particular personaje, editando un libro que hace poco le valió el premio mayor en la 13ª entrega del Japan Self-Publishing Award, Graphic Prize.

Buta to Otchan

Buta to Otchan

Toshiteru capturó con su lente la pacifica vida de Otchan, ilustrando de manera singular el vínculo que el granjero forjó con los animales que están a su cargo. “Buta to Otchan“ representa el punto culmine de esta experiencia, siendo un libro bastante popular en Amazon, uno de los sitios de venta por Internet más grandes del mundo.

Buta to Otchan

Buta to Otchan

Cada una de las fotografías pone el foco en los diferentes momentos que el granjero pasa con sus protegidos. Otchan disfruta leerles el periódico e incluso a veces se atreve a interpretar alguna sencilla pieza musical para adormecer a los porcinos. Se ve el amor con que los alimenta y el tiempo que dedica a cada uno de ellos.

Tomando como excusa esta adorable muestra fotográfica, creo necesario reflexionar un poco sobre el destino final de los chanchitos. Quien no comió algúna vez carne de cerdo que arroje la primera chuleta. En las últimas décadas la eterna discusión entre vegetarianos y consumidores de carne se ha profundizado y en muchos casos ha tocado limites realmente absurdos. Quien escribe, este joven muchacho carnívoro, disfruta de un buen plato de carne, pero es consciente que eso es el resultado de una cadena de producción que somete a los animales a torturas intolerables, convirtiéndolos en un número más de la enorme carnicería capitalista.

Buta to Otchan

Asumiendo el costo que implica ese sufrimiento y valorando cada una de las cosas que comemos, respetando su origen y entendiéndolo como un acto de amor y entrega, creo que podemos avanzar hacia un entendimiento más complejo del vínculo que generamos con lo que la Pachamama nos ha dado. Me gustaría conocer cual es su opinión al respecto; espero sus comentarios.

Fuente: RocketNews24.com / hiroshi@xiahpop.com




One thought on “Chanchadas: Un poco de amor porcino

  1. MikSamaPower Post author

    Soy carnívora confesa pero entiendo y me duele el proceso al que son sometidos los animales antes de convertirse en alimento. Somos animales depredadores y como parte de la cadena nos toca alimentarnos de carne, es natural, el cuerpo humano esta preparado para eso pero sería interesante abrir el debate sobre las formas en que obtenemos nuestro alimento y en que parte el animal dejo de ser alimento y pasó a ser parte de un producto más del capitalismo.

Comments are closed.

A %d blogueros les gusta esto: